Cómo tomar DECISIONES correctas con 5 preguntas

Tomar decisiones…qué necesario és pero muchas veces ¡qué difícil!

Como la mente es miedosa por naturaleza te asaltan las dudas, el miedo y la incertidumbre. La posibilidad de equivocarte te espanta y te bloquea.

Muchos de mis clientes vienen porque tienen problemas para tomar decisiones que afectan a diferentes ámbitos de su vida, tanto personal como profesional. Y en realidad, ¡es normal¡.

 

 Nos han educado para que no fallemos, no está permitido cometer errores y eso nos impide avanzar si no sentimos seguridad.

 

Sea lo que sea que elijas, siempre implica una “pérdida”. Nuestra tendencia es fijarnos más en lo que podemos perder que en lo que podemos ganar preguntándote una y otra vez : “¿Me voy a equivocar?”. 

Esto provoca que vayas retrasando una y otra vez tomar la decisión, con el peligro que implica que es que al final te dejes llevar por lo externo, por las circunstancias y no por lo que tu quieres de verdad.

 

TOMAR DECISIONES TOMA DECISIÓN COACHING HELEN AGUSTI

 

¿Por qué es tan difícil tomar decisiones?

 

El cerebro es especialmente vago, no le gusta ni los cambios ni el riesgo. Por lo tanto, su tendencia siempre será a que te quedes como estás aún sabiendo que esa situación te produce insatisfacción.

Nuestras creencias limitantes empiezan a salir a escena : Qué dirán los demás, seguro que luego me arrepiento, no es el momento, no estoy preparado, no merezco que me pasen cosas buenas … Si si, has leído bien. Muchas veces una de nuestros mayores pensamientos limitantes es que no creemos ser merecedores del éxito o del bienestar y nos auto boicoteamos para no llegar nunca a él.

En resumen, tu cerebro busca mil excusas para no hacer ese cambio que tu interior te anima a que hagas.

 

 

¿Cómo trabajar la toma de decisiones?

 

Para que el momento de decidir sea coherente con nosotros mismos debemos escuchar a nuestra intuición en lugar de dejarnos vencer por el miedo que condiciona las decisiones de nuestra mente.

Piensa que las decisiones las podemos tomar desde dos sitios : desde el temor o desde el amor.

Por experiencia propia y con mis clientes, tomar decisiones desde el temor te aseguras un 99% de probabilidades que luego te arrepientas.  Tomar decisiones desde el miedo es garantía de más dolor, sobretodo, interno.

Aunque no lo creas en el momento en que te planteas hacer un cambio o elegir, en tu interior la decisión ya está tomada. Solo hace falta detectar y trabajar con esos pensamientos que te están interfiriendo.

 

 Si supieras que todo va a salir bien ¿qué harías? En esa respuesta puedes obtener mucha información

 

Permíteme decirte que la decisión perfecta no existe, pero si la decisión correcta. Aquella que va alineada con tus valores y con lo que realmente quieres hacer. Esto último es lo que determinará en un futuro si habrá arrepentimiento o no sobre esa decisión.

Una de las mejores maneras para intentar aportar claridad a tu mente en un momento de toma de decisiones, es hacerte preguntas.

Aquí te dejo algunas por si te ayudan. Mi intención aportándote estas 5 preguntas no es que se solucionen todos tus problemas. Es tener la posibilidad de arrojarte algo de luz en un momento que, muchas veces, lo vemos todo oscuro 😉 Así que quédate con lo que te vaya bien.

 

 

5 preguntas que te ayudan a tomar la decisión correcta

 

Sería genial que cogieras un papel y fueras haciendo esto a modo de ejercicio.

Intenta responderte de la manera más sincera que puedas…esto no es para nadie, ni nadie te va a juzgar…es para tí.

 

1- El cambio o la decisión que quiero tomar, ¿implica algún riesgo de vida o muerte para tí o alguien más?

 

Pues espero, y seguramente, que no 🙂 En esta pregunta va implicíto un mensaje para tí para que descargues peso. Normalmente tomar alguna decisión importante no estresa y cargamos con ella. Pues date cuenta, que sea lo que sea que quieras decidir, es poco probable que atente contra tu vida o la de otra persona.

Es decir, seguramente tengas que salir de tu zona de comfort al tomar la decisión que sea, pero no peligra la vida en si misma y eso si que es importante.

 

2- ¿Qué opciones tienes?

 

Aquí se trata que pongas encima de la mesa todas las opciones que tienes, TODAS. A menudo cuando hago esto con mis clientes, de primeras “creen” que solo hay 2 opciones, por ejemplo. A los 20 minutos de sesión ya han salido como 7 más 😉

Con esto te quiero decir que intentes estrujar un poquito en esta parte, seguro que te acabas sorprendiendo. Anota todas las “salidas” posibles que le veas a la situación.

 

3-  ¿Qué tienes a perder y a ganar con cada opción?

 

Los típicos pros y contras de toda la vida. Pero con alguna que otra variación. En la hoja, en vez de poner positivo/negativo o pros/contra, cámbialo por “Qué gano/Qué pierdo”.

Cuando lo tengas, vuelve a releer la columna del “Qué gano” de cada una de las opciones. Cada vez que reeleas cada una de esas opciones, cierra los ojos e imagínate como sería tu vida con eso que estas ganando. Hazlo con la opción A, B, C…

Lee la opción A, cierra los ojos e imáginate tu vida como seria con eso que estás ganando. Cuando acabes vuelve a abrir los ojos, date 5 segundos y ves a por la B. Y así sucesivamente. 

Presta atención a eso que sientes en cada una de las opciones.

 

4- ¿De todas las opciones, si tuvieses que elegir una en la que te has sentido mejor, qué opción sería?

 

Si no hay muchas capas limitantes, en este paso ya puedes tener una decisión correcta cerca. Si aun no la tienes clara, vete al punto 5.

 

 

5- ¿Si no costara dinero, si no hicieras daño a nadie, si no te importara lo que dice la gente, si no tuvieras miedo…qué opción escogerías?

 

Piensa bien esto antes de contestarte… Si nada de esto estuviese en medio de tu decisión, ¿qué decidirías?.

En la respuesta a esta última pregunta tienes mucha información que quizá te ayude a tomar esa decisión correcta. Esa decisión que va acorde con tus valores, tu esencia y tu intuición.

 

 

TE PUEDO AYUDAR A TOMAR LA DECISIÓN CORRECTA

 

Tomar una decisión no es fácil, y por todo lo que hemos comentado, existen muchos bloqueos y creencias que obstaculizan ese momento donde tenemos que decir.

Si te has sentido identificado en alguna de estas líneas es quizás porque estás en un momento de tu vida donde tienes que elegir y no sabes cómo hacerlo. A veces es díficil contestar a alguna de estas preguntas por uno mismo, la mente entra en acción y hace de las suyas 😉 No pasa nada. Te puedo ayudar.

A través del método Creer para Crear tu mismo tomarás esa decisión de una manera segura y sin dudas.

Nunca te diré lo que tienes que hacer ¡ quién soy yo para valorar que es lo mejor para tí !  Yo soy experta en coaching, tu eres el experto en tu vida.

 

Tomar decisiones es importante, aunque tomar la correcta lo és más… ¿no te parece?

 

  ¿Tomas algo para ser feliz?  Sí, decisiones 🙂